Ahora es un crédito del Tesoro provincial de dólares americanos doscientos veinte millones a abonar el año próximo. El razonamiento es que se generó un “desfasaje financiero” por la depreciación y la inflación. Ya había recibido en el mes de mayo y agosto dólares americanos trescientos sesenta y siete millones por 2 adelantos de aportes personales y contribuciones patronales. El proyecto de presupuesto prevé un fuerte ajuste.

Iapos
.

Por Gustavo Castro

 

Por tercera vez en el año, el Instituto Autosuficiente Provincial de Obra Social de Santa Fe hubo de ser asistido por el gobierno de Miguel Lifschitz frente al desequilibrio en sus cuentas, situación que no se daba desde hace diez años.

 

En esta ocasión, el gobernante firmó el siete de noviembre pasado el decreto n.º 3082, al que Diario Santa Fe tuvo acceso, a través de el que ordena “una inmediata asistencia del Tesoro provincial” para el Iapos “en parte como un adelanto de los aportes y contribuciones a percibir en el próximo año y, en mayor proporción, como un préstamo con cargo de devolución total en el año 2019”.

 

Relacionada: El gobierno vuelve a ayudar al Iapos tras una década

 

Según los considerandos del documento oficial, “conforme lo informado por el Iapos se ha producido un aumento en el costo mensual de las posibilidades previstas atender en los meses que quitan para la finalización del corriente ejercicio a consecuencia del actual proceso inflacionario y la evolución experimentada por la divisa de Norteamérica, que superó extensamente las estimaciones de gastos en insumos y elementos médicos, provocando un desfasaje financiero que compromete la capacidad del organismo para hacer en frente de una conveniente atención de los servicios demandados por la comunidad de afiliados”.

 

Más adelante, se aclara que “la situación de insuficiencia financiera puesta de manifiesto por el Instituto, conforme su actual estado de caja, es de carácter coyuntural y en el mediano plazo se va a ver remediada con el aumento aguardado de sus ingresos a resultas de las políticas de recursos y de eficientización del gasto implementadas”.

 

Como descubrió en su instante este portal, el gobierno del Frente Progresista debió lanzarle en dos mil dieciocho 2 salvavidas en término de adelanto de aportes personales y contribuciones patronales: dólares americanos 187 millones el veintinueve de mayo, cuando apenas despuntaba la depreciación, y dólares americanos ciento ochenta millones el veintiuno de agosto, instante en el que aún no se había liberado el segundo tramo de la corrida cambiaria.

 

Relacionada:  El gobierno debió lanzarle otro salvavidas millonario al Iapos

 

No semeja que lo mejor esté por venir, por lo menos si se dan por determinadas las previsiones incluidas en el propuesta de presupuesto provincial dos mil diecinueve. En el tradicional análisis del weblog Nestornautas al cálculo oficial, se asevera: “Con un total de gastos de dólares americanos 13.791.827.000, de los que el noventa y siete con cuarenta y nueve por ciento se destinaría a posibilidades médicas y servicios complementarios, el Iapos -conforme el proyecto- tendría equilibrio presupuestario: sin déficit ni superávit. Al treinta de septiembre de este año amontonaba un déficit de dólares americanos 2.573.381.953,72, que proyectado a diciembre daría un déficit anual de dólares americanos 3.431.175.938,29; con un anticipo de aportes patronales por la parte del Tesoro de más de quinientos millones de pesos; lo que supone que para poder cumplir con las pautas del presupuesto mandado a la Legislatura, el próximo año debería haber brutales recortes en la cobertura a los afiliados”.

 

Relacionada: Iapos: sanatorios solicitan más incremento y predicen “deterioro” en la atención